Realizaron charla sobre rabia paresiante en Ituzaingó

Lunes 17 de febrero de 2020 | 22:45hs.
Ituzaingó | Foto: Matías Sánchez
Se llevó adelante en el Club Social de Ituzaingó, un reunión informativa sobre medidas para la prevención de la rabia paresiante, a cargo del Dr. Gabriel Russo, jefe del Programa Nacional de Rabia (SENASA). La charla fue organizada por el Ministerio de Producción de Corrientes en forma conjunta con el SENASA.

Durante la charla, Russo explicó las características de la rabia, a quienes afecta, los síntomas y las medidas sanitarias que lleva a cabo el organismo y además, brindó recomendaciones a la población. Es de destacar la presencia de muchos productores de la zona, con el objetivo de recibir toda la información relacionada con la rabia paresiante, la cual ocasiona pérdidas en el sector.

En contacto con El Territorio Russo señaló que “la rabia es una zoonosis, es una enfermedad que eventualmente puede ser transmitida al humano y en el humano es mortal, por eso con estas charlas y reuniones pretendemos tratar de minimizar las perdidas ganaderas y evitar el compromiso con la salud pública”. Como reaccionar ante la presencia del murciélago transmisor (Desmodus Rotundus), el médico veterinario explicó que “el productor cuando sospecha de la presencia de alguna colonia, lo ideal es comunicarse con jefe de la oficina local del Senasa, que sabrá encaminar la situación y tratarla si es que corresponde”.

Recordemos que a finales del año pasado el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria confirmó por análisis de laboratorio, un brote de rabia paresiante que afectó a un animal de la especie bovina en el Paraje Santa Tecla, ubicado en la tercera sección del Departamento de Ituzaingó. Ante esta situación el organismo sanitario dispuso la obligatoriedad de vacunar a la totalidad del ganado bovino, porcino, equino y de rumiantes menores, en un radio de 10 kilómetros alrededor del caso afectado. En ese mismo radio quedaron prohibidos la faena y el consumo de animales. En tanto que durante los primeros días de enero de este año el Senasa detectó tres brotes de rabia paresiante que afectaron a varios animales de las especies bovina y equina en establecimientos productivos ubicados en los municipios misioneros de Candelaria, Profundidad y San José.

En referencia a los últimos casos, Russo contó que “también se registraron en la zona de El Timbó, límite con Misiones, y también un brote que tiene como caso índice en la zona en San José que también involucra la zona de Centinela y San Carlos, Corrientes, esto para tener un panorama de donde hay que seguir haciendo vigilancia epidemiológica, porque la rabia no es estática va manejándose de población en población de vampiros”, aclaró.

Características
La rabia paresiante es una enfermedad de denuncia obligatoria, tanto para los productores como para los veterinarios.
Su área endémica abarca la totalidad de las provincias de Misiones, Chaco y Formosa y parte de las provincias de Salta, Jujuy, Tucumán, Catamarca, Santiago del Estero, Santa Fe y Corrientes. Los primeros síntomas observados en animales consisten en inquietud, falta de apetito, tendencia a aislarse y frecuentes vocalizaciones con un tono de voz diferente al habitual. Luego se observa depresión, deshidratación, con dificultad postural y ambulatoria, y finalmente la muerte. Los brotes de rabia paresiante perduran no más de 18 meses con periodos ínter epidémicos sin la enfermedad de por los menos 3 o 4 años.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina