Miércoles 29 de marzo de 2017

Nokia 1100, el celular más vendido de la historia

Lunes 20 de marzo de 2017 | 16:00hs.

La actualidad tiende a cegarnos, y que el mercado tenga una memoria tan corta no ayuda a recordar grandes éxitos del pasado salvo que triunfasen con un nombre propio asociado a determinados movimientos. Es el caso de Nokia, cuyo teléfono más conocido puede ser el Nokia 3310, tantas veces mencionado con bromas sobre su indestructibilidad. Quién no ha visto imágenes con Thor portando un 3310 en lugar de su Mjölnir.


Sin embargo, en la época en la que Nokia dominaba el mercado, algo que mentalmente asociamos a la época de los dinosaurios, hubo un teléfono que marcó la diferencia hasta tal punto que a día de hoy aún no ha sido superado. Antes de que Nokia abandonase el trono de la telefonía móvil para dejar paso a los smartphones, su Nokia 1100 entró en los libros de historia. Un teléfono de récord comentan en Xataka.


Nacido en 2003, muerto en 2007

Nokia decidió poner en circulación el Nokia 1100 en el año 2003 por unos 100 dólares, o 114 euros de la época, y el teléfono no se cuenta siquiera entre los destacados de aquel año, prueba de que la huella de este 1100 fue dejándose con el paso del tiempo. En el año de su lanzamiento el 1100 competía con el Nokia 6600, con pantalla a color, con el Ericsson P900 con su suerte de mezcla entre PDA y teléfono móvil, o con la BlackBerry 6230, uno de los más vendidos de aquel año.


El 1100 nunca fue un teléfono con unas capacidades espectaculares pero sí que cumplía con lo que por entonces se pedía a un teléfono móvil. Un teléfono con función linterna, con hasta 36 tonos para elegir, y el famoso compositor de tonos de Nokia para almacenar hasta 7 tonos creados por nosotros, y el Snake II, el mítico juego de la viborita. También ofrecía otras funciones como cronómetro, calculadora o una función chat.


Nokia siempre fue aficionada a realizar variaciones a sus propios terminales, algo parecido a lo que hoy vemos con algunos smartphones que cambian componentes concretos para adaptarse a determinados mercados. Con este Nokia 1100 lo vimos también y hubo un Nokia 1100a para redes GSM 900/1800, un Nokia 1100b para redes GSM 850/1900, e incluso dos pequeñas variantes como el Nokia 1101 o el 1108, con cambios en la retroiluminación o la adición de un pequeño navegador WAP 1.1.


Con su pantalla monocromática y su diseño reforzado de goma, el Nokia 1100 consiguió un doble trofeo en el año 2007. Con el fin de su fabricación, el 1100 se convirtió en el teléfono móvil más vendido de la historia, con más de 250 millones de unidades en todo el mundo, y también en el dispositivo electrónico más vendido hasta el momento superando a gadgets como la Nintendo DS o la PlayStation 2. Un puesto que probablemente no mantenga a día de hoy.


Algunas curiosidades de un teléfono de récord

Semejantes cifras de venta como las obtenidas por el Nokia 1100 a lo largo de su vida fueron suficientes como para que surgiesen determinadas curiosidades en torno al dispositivo. Como el hecho de que se haya convertido en un deseo nada oculto en el seno del mundo del crimen. Un efecto de origen en el dispositivo hace que sea posible su reprogramación, por lo que se podrían interceptar SMS recibidos y enviados con él.


Este defecto ha hecho que algunos criminales puedan suplantar a determinados usuarios y, a través de los mensajes enviados por los propios bancos, robar el dinero de sus cuentas. Motivo más que suficiente para que el teléfono llegase a alcanzar cifras astronómicas en el mercado de segunda mano. Pero no queda ahí sino que en 2005 apareció un Nokia 1100 en un caso de drogas de la policía holandesa. Como decimos, más de 250 millones de unidades vendidas dan para que el Nokia 1100 esté metido "en todos los líos".


Este Nokia 1100 fue diseñado por Miki Mehandjiysky, alguien que puede que no nos suene pero que se trata de un diseñador búlgaro-americano que tenía algo en mente cuando concibió el 1100. El teléfono se destinaría a mercados emergentes y de ahí que se hiciese especialmente resistente contra polvo y agua, quizá el más resistente que Nokia llegó a poner en circulación en la época de los feature phones.

Otro dato curioso y que también tiene que ver con un récord, aunque de la marca más que del modelo, es que en 2005 se comercializó el teléfono número 1.000 millones de Nokia. La venta se produjo en Nigeria y sí, se trató de un Nokia 1100. Aunque con esas cifras de venta, no nos extraña que ayudase a Nokia a lograr tamaña cifra.


Así que ya lo saben, no se trata de un iPhone ni de un Samsung, ni de ningún otro fabricante de los que gobiernan hoy el mercado con puño de cristal y metal. El teléfono más vendido de la historia fue un Nokia con pantalla monocromática, bordes goma y protección contra polvo y agua. El Nokia 1100 pasó a la historia por méritos propios y, por desgracia, se habla menos de él que del 3310. Aunque con el regreso de este último, es algo lógico.

Fuente:www.TerritorioDigital.com

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina

 
Experiencia Club Oberá
Guía de compras y servicios